miércoles, 17 de julio de 2013

Dentro

Olor que del sudor del quicio emerges... 

Presiente la huella y lanza tu seda 
                                                                         por los aires

enciende                        el diluvio entretejido 

                                       gime alado el tobogán, 
y en el silencio 
pausa la arteria 
que suena 

(dentro) es una frescura que roza las colinas 
y aquello

nos transforma en un caudal sordo 
que no respeta un lugar en el mundo 
porque el lugar es una extensión lúdica:

infinitas vigilias, 
auroras sacudidas por el vuelo de un fénix;

construir es tener claras razones 
por las que no hay que pedir permiso a la belleza
para seguir naciendo pituitaria... 

Olor que emerges cual felicidad 
no te vayas de este calor 

y culmina con la sombra              exultando la vida.



5 comentarios:

Paloma Corrales dijo...

Me encanta. Sensorialmente bello.

Beso.

Rapso Falaria dijo...

A mí también me encanta, me parece buenísimo.

Lidia dijo...

Gracias chicas :)

Besitos a las dos.

Nuage dijo...

Genial

Lidia dijo...

Gracias Nuage...

más besos :)