jueves, 31 de enero de 2013

Anahata II- Corazón en fuga*


Dejo que el niño
Antojadizo y travieso
Ponga el ojo,
Lo sitúe en la rendija
Y cuente hasta tres.

Luego dejo que se amotine
Porque ha visto algo que lo llama.
Dejo que se rebele como él solo
Sabe hacerlo
Para que se conozca más,
Para que conozca las habilidades
Que lo conducen al fallo y al acierto.

Dejo que el niño
Conozca sus cualidades,
Y su atracción por la muerte
Así como su atracción por la vida,
Pues nada deja de ser nunca un juego.

Pero le doy al niño un libre pensamiento
Que le permita también contemplar
La necesidad de valoraciones.

Dejo que el niño se sepa idea.
También dejo que sepa lo que los medios
Le han transmitido.
Dejo que entienda
La importancia de escuchar.
La importancia del silencio.
La importancia del dolor.

Y le dejo por último murmurar
A escondidas su experiencia,
Esa que cree yo no comprendo
Para poder seguir rabiando.

Por eso hemos llegado juntos a este quicio.
La inteligencia es abrazar extremos.
La paz es alcanzar los lenguajes.
La filosofía touché a la poesía,
Para que la poesía después sea poesía,
Para que se encarne en belleza el segundo,
Para que la razón y el corazón se den calor.
Para no desfallecer de lo interior
Y ser más conscientes del fruto de nuestra vida.

Porque somos transeúntes de luz y oscuridad.



miércoles, 30 de enero de 2013

Geología del alma (o el chakra del corazón)

Anahata 


Soy la invitada a la textura 
de mi propia piedra,
terminó por extinguirse su ternura 
y el rubor se transformó en tierra, 
una insistencia pétrea 
gravada a tinta, 
fue tallada por las yemas 
hasta enajenar... 

Unos entienden
desde siempre el mundo. 
Yo trato de morder la roca, 
sacarla con una pala, 
tenderla sobre la palma
de mi mano, y comprender 
cómo llegó a esta dureza,
cuyo núcleo es habitado 
por la carne de un planeta rojo 

ahora 
que una galaxia está dentro
de un agujero negro,
y que restos de un planeta
duermen en mi ser, 
para aprender a ser
y a acariciar su verdad,
debo mirarla,
debo aceptar su transcurso 
y aceptar que vuelva a fracturarse, 
que sufra todos los big-bang 
habidos y por haber.

Debo nacer
y esperar
sobre los nudos
de la difícil geología de mi alma. 

martes, 29 de enero de 2013

Extracto del poema titulado: Los atributos transparentes de la locura


"que si me imagina contrayendo 
esta ansiedad envuelta 
en piel y útero.
que si me imagina prestidigitadora 
acudiendo a su palabra 
para dejar de moverme 
y enfrentarme a sus abrazos, 
que si

algo 
me explota en la cara,
el amor saca la fatalidad de nosotros,
esos atributos, los atributos  
transparentes de la locura"...


lunes, 28 de enero de 2013

XIII La piel cose las distancias



Brindaremos por el placer de las buenas compañías...

Os esperamos¡¡¡¡

domingo, 27 de enero de 2013

Aquí




aquí crece el viento
y se desploma sobre la persiana,

y he vuelto,
tras los trámites oscuros y dulces
de la complexión de la vida

limpia,
abierta de piernas,
en la intención de ser comprendida 
desde mis cimientos.

me protegen 
las grandes fortalezas,
y ahora tengo claro que el humo 
también regresa...
aquí junto a un nosotros 
que aún no sabe serse,

las dudas cabalgan y se visten de princesas
que saben de su sueño eterno,
y divisan la herida 
desde el cabecero de la cama.

La poesía, me ha dicho un amigo este fin de semana,
es lo que se siente, no sólo lo que se escribe,
y por ello hay poetas que jamás masticarán una palabra
ni la volcarán sobre un folio blanco...

y terminaremos 
salvándonos por el amor,
aunque siga siendo torpe nuestra naturaleza,
y el latido hiperventile 
con el cordón umbilical
atado al cuello. 

Desanudarlo y nacer, será el único dolor
para el que nunca estaremos 
del todo preparados.


jueves, 24 de enero de 2013

Uniones

Cuando la cópula es natural
explora su conjunción sutil, 
como el sonido que hace la botella recién descorchada
al verter sus primeros mechones de vino
sobre una copa alargada
que no pierde por un segundo la perspectiva.

La cuestión sigue siendo la apariencia del vacío
y el estremecimiento que sientes
al llegar a casa y ver los copos
que no viste cuando niña,
la nieve que forma un cerco
desnudándote los puños,
trazo lento de madera que transita por la uva,
con la antigüedad y la novedad de la caricia.
La conjunción ocurre.

No hay violencia o sacudida,
Sólo un sonido que hipnotiza 
directo y redondo desde el alma de la boca,

tanto ruido y al final...

es verdad que el respeto reside 
en darle envase a la hermosura 



martes, 22 de enero de 2013

Maravillas

Maravillas de la vida, y dejando aparte asuntos puramente referentes a cierta frustración interior, he de decir, que el recital-miniespectáculo de ayer, fue acogido de maravilla en la Sala Clamores. 
De nuevo, podéis venir a vernos a Lobo (José Antonio Rodríguez Alva) y a mí, el día 28 de Enero, Lunes, en la Noche Boca Arriba. 

Y si queréis leer alguno de sus geniales textos, aquí os dejo su blog: http://elangelhungaro.blogspot.com.es 

De nuevo, quiero agradecer a la vida, las oportunidades que me brinda al cruzarme con personas absolutamente sensibles, de quienes aprendo a descifrar, con quienes comunicarse es saberse acariciado, personas de un criterio saludable y mirada apacible. 
Personas.

Cariño.

Expansión.

Creencia

Llevo en los bolsillos ciertas normas.

me sigo poniendo nerviosa 
cuando abro las manos

me siguen dando miedo 
las consecuencias,

sólo puedo contar centímetros 
y con ello me conformo 

para terminar aprendiendo que el miedo 

para aprender que puedo insistir en mi miedo,
que puedo creérmelo incluso,
que puedo leérmelo incluso
y retratar su sarna

y retratar su tristeza hormonal
que ya no sabe de los rostros a los que rodeamos
de tanta delicadeza
que ésta, nos impida derribar el muro 
y abrazar el gesto en su creencia, 

quiero creer
pero la indiferencia
es demasiada


lunes, 21 de enero de 2013

XVI Habitación con Trastes

Esta noche voy a experimentar. Voy a participar en un recital durante el cual, voy a sentir envidia y honor, a partes iguales. 

Honor: voy a recitar junto a alguien a quien admiro y aprecio, y puedo mezclar mis versos con sus versos y su profundidad, con su deliciosa voz. Pero al mismo tiempo 

Envidia: porque quisiera ser espectadora para poder escucharle desde abajo. Desde butaca o desde silla. Contemplarlo y no perder detalle, ya que es la primera vez que voy a descubrir su persona y a sentir su poética, y tendré que hacerlo a su lado, con lo cual disfrutaré ampliamente, pero no podré estar absolutamente concentrada, pues estaré aterrada por la responsabilidad que vaya de mi parte. 

Estoy llena de emoción. 

P.D: nuestra contribución contendrá alguna que otra sorpresa.

Os esperamos¡¡¡

XVI Habitación con Trastes


miércoles, 16 de enero de 2013

Crítica de Sociedades en Trastienda by Luis Luna

http://lacolumnata.es/cultura/territorio-en-penumbra/sociedades-en-trastienda-de-lidia-fernandez


Os adjunto la deliciosa crítica que ha hecho Luis Luna de Sociedades en Trastienda. Lo considero, a nivel personal, todo un honor y no podría estar más agradecida.

martes, 15 de enero de 2013

Avería inminente

Se ha ido la luz, y al parecer 
no era un tema de bombillas

sino de fusibles. 


Me siento así, defraudada, 
porque una discusión entre bombillas
acerca de la durabilidad y la permanencia 

derivó en corto-circuito. 

Y ahora que la nada se interpone 
entre el arreglo y el contacto,
presiento un recorrido 
por la entrepierna de las paredes, 

-y habría que pelar más de un cable para descubrir-,
sentencia el juez de la electricidad con sorna,
que hemos subido el precio de la energía y la libertad 

para tener sueños de final en chorro de luz.


Parece que habrá que usar el manual de casas encantadas,
(me digo...)
para dejar de darle sentido a la oscuridad instalada
por ausencia de empatía. 


Está claro que los fusibles están en huelga
y que por más bombillas que compre,
ninguna acabará por ser efectiva idea,

si no hay futuro de luminosidad 
en todo lo que ahora parece cortado, 
y se queda congelado mientras el apagón... 

El apagón amenaza con fundir de pena 
y seriedad, todas las casas. 

Sabed que este impuesto tiene un sólo destino,
y no reside en contratar los servicios de otra compañía
que arregle complejos de dependencia y frustración,

sino volver a pensar que la luz era un sinónimo de vida

y por eso, no debió ser, nunca, 
exclusivo patrimonio de unos pocos. 




Musicosía


http://edicionescrusoe.blogspot.com

viernes, 11 de enero de 2013

Niebla


Negra
Como el amanecer

Como el amanecer nublado
De estos días
Que parece que nunca se va a estrellar
Que nunca se va a dejar saquear por la luz
Porque la espuma del rencor
Es más fuerte que las lágrimas

Sólo llora
El que pensara que no se quebraría

Siempre el ritmo
Puede verse fracturado
Por la elipse destructora
Por la estirpe de rastrojo
Que hay dentro de todo clímax natural

Pareciera que has crecido
Y te has multiplicado
Que has fabricado
Tu pesebre

Negro como el amanecer
Para que el Sur columpie su aire
En las fosas nasales
Para que la bruma se identifique con la huida

Para que la desaparición sea algo
Que tan sólo yo no veo

Porque no te veo
Porque negra como el amanecer es la palabra
Que me induce a la catarsis

Mientras te drogas con la oscuridad
Y mis manos lechosas no tienen oficio de tus buenas noches.

Amaneces uno de enero de
Lejos…

Niebla. 

miércoles, 9 de enero de 2013

No tengas miedo

No tengas miedo
si te tragas el colmillo
que desangra el pensamiento 

Colapso de una nada
que no descubre

Que no descubre nada en ti
más que un horadar circunspecto,
un saldarse vivo las cuentas
dejando en carne al ser cretino, 
que paseando y oliendo su escombro
sale a hombros 
con la vergüenza-gazapo en las clavículas.

No tengas miedo 
si el ogro empieza a hablar y necesitas esconderte

si de ti mismo
salen sapos y culebras,
si están durmiendo en ti los restos de un sentir clásico,
si no puedes discernir el eco
de la voz en off. 
Si no puedes al día siguiente traducir ninguno de tus actos
con un argumento satisfactorio,

si ello te obliga a permanecer cual excremento. 
Si ello te hace sentir una verdadera mierda. 

No tengas miedo
porque es el mismo miedo el que te hace consciente
de la mezquindad y el vacío,
el que nombra con el dedo,
el que señala con las manos triturando miga,
discutiendo métodos,
faenando en las aguas como una gota de aceite
y la impureza del hambre. 
El hambre que no estás dispuesto a reconocer,
los espacios comunes que te dan vértigo,
la cercanía que alimenta tu paranoia 

No tengas miedo
porque tu discurso sea una escalera que bajar o subir
porque a veces te pares en medio, te quemes,
te disuelvas o incluso te concluyas, 
falsa o definitivamente,
no te obsesiones con esa vieja odiosa y depresiva
que frecuenta los muelles de tu sueño.
Déjate al aire

comprende tu extraño veneno. 
Sabe que ha pasado el tiempo pero que la memoria
es el único estribillo que no te has cansado de escuchar
porque no te has cansado aún de machacarte,

No tengas miedo. Sigue escribiendo.

Sigue conociéndote y busca en ello una profundidad 
que no reprima tu identidad,
sino que te permita sentir que eres libre,
y que estás en paz contigo mismo
aunque sólo sea por un momento. 

No te atormentes. 
Espera a ver qué ocurre, 
altera los factores que te aterran,
altera la visión desde la torre de control,
y sal a rastrear el vientre amarillo de la fe. 
Porque todos, 
absolutamente todos los seres humanos
se equivocan. 





miércoles, 2 de enero de 2013

Nacer de mí

Sé que podrías dejar a tus diversas reencarnaciones
nacer de mí,                                     y desde mí 
abandonar el estado de miedo, 
comprender el rastro, universo enrojecido
que deja síntomas


mundo íntimo
tembloroso
mamífero de luz,                             si pudieras

nacer de nuevo
y yo te alumbrara, y tú

si pudieras nacer desde mí, y de mí

lengua
si el idioma rebañara
con tus flujos
para llegar al aire, 

para habitar el pulmón y nacer 
como un jirón de un mar amplio 
en perspectiva no naúfraga

para abrazar el aire
y derramar 
tu almíbar negro
en la salud,

si la fiebre entera 
fuera desposeerte, 
si la vida entera, alumbrarte

entonces
nunca huirías criatura
creyéndote extraña

y sabrías cada una de mis yemas
tañendo el espíritu 
en la distancia del deseo.