miércoles, 26 de junio de 2013

Encontra dos



En mi vida has trepado tu silencio 
hasta el anzuelo de la angustia...

y ahora cuelgo sin temor de mi propia garganta;

serena 
dentro en la matriz
que inaugura cada ágape con lentitud

me desangras este plazo,
que mi memoria escoge al hueco 
menos audible del que ahora dispongo 

aunque sólo murmure:
devorar, sí, contigo...


la gravidez en nuestros cuerpos, 
escuchar a los espejos frotarse los muslos,
y abrir y mordernos cualquier forma de sustento
en nuestra lejanía. 


Porque amor ya no hay tiempo y es el tiempo.










sábado, 22 de junio de 2013

Procrear





No se puede abrazar 
casi nada, ni demasiado fuerte, 
excepto esta claridad que avanza
en las tripas como una fuente 
rigurosa,                     excepto 
este atisbo de tierra y carne,
que se retuerce 
como una gran serpiente,
que alberga la felicidad del llanto. 

No podemos amanecer, 
sin haber visto 
los labios 
entreverados de placer, 
el útero entre exclamaciones.

La emoción que va y viene, 
que viaja,
se muda y aún así 
amenaza con volver a vivir:

Resucitar un sentimiento, 
tras haberse vaciado del todo en el otro.

No se puede retener nada, 
sólo tener las manos hacia arriba 
en posición de cuenco. 
Crecer hacia las nubes,
rascar el cielo, 
bambú de nuestra suerte...

vivir bien es hacer el amor constantemente. 

viernes, 14 de junio de 2013

De la ciencia

Quizá la ciencia
tenga la respuesta a cada una 
de mis muertes

pero mírame mientras 
no creo
nada más que en lo que el ser no engendra al ovular, 

en que la vida de por sí
deja de ser bastante.

Tampoco el motor es nuestra sonrisa.
La sonrisa sirve para acercar,
sólo para eso,
¿quién sonríe?
dime quién sonríe y te diré 

qué pretende.

No partimos de lo bonito,
ni por supuesto de lo que limita,
lo que limita 
nos vale para conservar...

pero mírame en la sinceridad
de la incoherencia, 
si crees que la emoción
es lineal,
si crees que vivimos sin componer
la salvajada

ya he visto demasiada vida
cantándole en el pecho 

evaporando todo intento 
de posarse y regir
los movimientos fieles 
que no contemplen su gen de egoísmo,

cuando se quiere conquistar 
el mundo entero
y para ello,
hay que cambiar las formas
haciendo admisibles mayores 
manifestaciones del yo,
que trabaja su inconsistencia
para dejar a la empatía olvidada;

quizá la ciencia tenga la respuesta,
hace tiempo que ya no me sorprendo
por el animal de nadie, y te recomiendo
que tú hagas lo mismo
si no quieres agrandar ascos, 
hasta rincones 

insostenibles

de odio. 

El valor es una simple utopía...
la permanencia...
un invento de la razón, 

¿la ciencia?
lo que nos conoce y nos desconoce. 







jueves, 13 de junio de 2013

Egos


 Hay tantas cosas que no sé...
Las hojas de los árboles, ¿se caen,
   o alguien las empuja?
En ese caso sería asesinato.
        Billy McGregor 


                                                                                       

Low Density Lipoproteins 
atravesadas en la garganta.
Hay una causa. Está en ti.
Si mantienes durante mucho tiempo
el mecanismo de encendido
entonces
el dolor se atasca y llama al dolor.

El grueso en la herida es 
la intensidad demostrada al hacerse.
El tiempo que dejamos a los muslos
atesorar el paso 
y su insistencia de almíbar en crudo.

Hasta más atardecer.

La viscosidad es un trance
que impide mirar las cosas de cerca
y fluir con la vida que nos nombra,

si en cambio deseamos no partir
hallaremos cada fragmento hueso
como a la perla.

Hasta nunca amanecer.

Te has fijado en mis escombros,
no abraces por favor su carne viva
como la vulva de una manzana.

Mira de frente.
Continua el poema 
como a un extracto íntimo,
magulladura,
seamos nobles,
no deshonestos. 

No ansío confundir esta elegancia
con aferrarse a la condescendencia,

no quiero negar la ligereza que me habla
como chillidos o dientes de leche,

soy vida cardiosaludable
que se estremece al natural,
y no entiendo por qué alguien querría
reforzar los clavos que cada día
agujerean 
mi fragilidad al extremo... 



martes, 11 de junio de 2013

Dos poemas de Mecánica del Canto- Cristian Piné

 

Canto

Eso que todos tenemos
es un estado de paisaje, o de
bruma, podría liberar
a las embarazadas
de su anonimato. Todos
hemos desinfectado
la miel de las ideas y nadie
puede negar la eternidad,
nada tiene la certeza de
habernos visto entre su propia luz.
Entonces, en silencio,
nos rodean amuletos
afónicos y cantos
que no van más allá de nuestras
ruinas. Se atormenta en un
templo de ninfas grises,
la verdad.


El canto o el blues

Ella era cantante y le dolían las palabras
y antes de dolerse era un tres por
cuatro en su ligereza de arenisca ardiente.

Tensaba su voz hasta el eco (caricatura
de un ridículo espectáculo de títeres,
que acaban con los miembros descompuestos
de una carcajada) y daba una nota, la suspendía, la
aguantaba y un rumor para sí misma, finalmente.

Ni su nombre estaba transitorio en la locura,
ni su pupila quedó latente en la gloria
de los viejos; el árbol resuena en otra eternidad.

Le dolía ser palabra y comenzó a perder
el retardando
                     de su voz,
                                     de su penumbra.

lunes, 10 de junio de 2013

Déjame encontrar la verdad 
en la tensión que esconden mis tejidos

cuando los sentidos resulten menos atroces. 

Para la sangre es importante
conocerse...venir 
de cualquier forma... 

venir,
brotar los virus de la rabia 

atacar las filias del sentimiento   
en su densa química, en su hemorragia

elevar silenciar 
cada gradiente,

y cuando pase azor
lamiendo con sus venas cada vientre
entonces 
fluir el ritmo, 

amoratarse 
y hallar de nuevo
el supuesto equilibrio                                 transitorio  

kilómetros a la espalda-Silvi Orión...

sábado, 8 de junio de 2013

Lágrima



Siento la humedad de la lágrima
desplazándose por la corteza de mis huesos,
se filtran emociones en las vértebras

caigo,

soy el muñeco de vudú de la lluvia

y mi simiente crece 
haciéndose un ovillo en el recuerdo. 

Trato de rescatar 
cada aguja cual si fuera tristeza,
la punzada de un acero que carcome.
Porque necesito ver la punta de los lápices

y así explosiono... 
por dentro
todo son astillas. Palabras
como patas de araña líquidas
se incrustan en mis sienes
y causan el desequilibrio,

el mismo desequilibrio que induce 
al parto forzoso de una música que escuece.

El sonido me diluvia sin cuidado
sobre el cuerpo
y soy rehén del agua
que recibo confesándome su huésped,
para purgar el precipicio 
de mi dolor por tramos,
hasta que amor y yo
nos convertimos en la misma cosa. 





viernes, 7 de junio de 2013

Sentir

Ojos que lloran por la mañana
la gracia del destino que imploran,
porque por grande que sea la piedra, 
es más fiero el ojo que ha mirado y asume,
que ha aceptado durante años
el resquicio, 
y que se derrama durante un segundo.

Esos ojos son fuertes.

Son mis ojos caprichosos y procaces, 
como el humo que ha ardido sobre un puente
separando cada visión de su otro lado, 
pero recuperando al fin y al cabo la firmeza
del sonido que abre y cierra
cada párpado.

Esos ojos, ojos que regeneran

Ojos que hacen trizas su paraíso,
que matan así como mueren 
que adoran el trazo mágico de la noche,
que beben del río agudo de las manos,
que crecen en esquinas sin sentido,
ojos amigos, que perdonan, abandonan, pertenecen...

Esos ojos son mortales

Ojos infinitos que equivocan percepciones,
ojos llamarada que se queman al rojo vivo,
ojos indecentes, clarividentes y escondidos,
ojos deseosos imponentes escindidos,
ojos cuya mirada extraviada es céntrica.

Ojos, esos ojos son los míos.
Todos ellos, mi asterisco, mi mentira,
mi ser en cinta, 
mi ambición 
de no hacer ya nada más
que lo que diga la vida que entienden mis ojos
que no mandan en mi vida
y que van a dejarse llevar por la corriente
del destino que se cierne
y aunque duela,
aunque a veces esté ciega...

los ojos no se han creado sólo para ver.




jueves, 6 de junio de 2013

Completa y animal


Completa
y animal,
en este segundo,

veo a leguas, corazón,

estoy atrapada en un callejón 
de noches y pupilas 
que desaceleran 
el futuro,

me expongo pero escenifico 
a la perfección,
he aprendido a destruir en silencio
y a dejarme el cuerpo
en cada cuerda,

aunque duermo poco
en la transformación
y se me agudizan los sentidos...

la saliva,
el roce de la ropa,
la rampa del pelo y la picardía en los ojos,
aunque no haya víctimas;
completa
y animal,
la estela va
y luego se detiene,

me vacío y sólo vivo, 
sólo siento el disparo de la primavera,

el calor primario entre los dedos,
las ganas de morderlo todo,
y la delicia extraña de esconderlo 
mientras amo este segundo,

eléctrica soledad

que luego devuelvo,
de nuevo,
a mí.


Lo Prometido Es Duda IX





miércoles, 5 de junio de 2013

Aprender a fluir



Tengo el pánico a medio hacer.

Me siento infantil por ello.

Me azoro, me enredo
y tiemblo ante la noticia
que se anuncia con bombos y platillos
detrás de la puerta;

abrir es un acto difícil 
en el temperamento experimentado
de cada vida. 
Así que abrirse es una sensación
que comparte por un lado
la excitación de lo desconocido, 
con la congoja y el temor 
de que lo nuevo nos complique. 

Mi trabajada anticipación soñadora
es una disciplina que me ayuda 
tanto como me perjudica 
para tener reposo en la confianza.

Trato de medir la confianza exacta, 
la muestra  
que de nuevo se deposita 
empezando desde cero, 
esperando generar una emoción positiva, 
pero lo reconozco: tengo pavor
a no estar a la altura de nada ni de nadie,
ni de mí misma. 

Este es el dilema que me asiste este año...
que no soy capaz de ser del todo natural
porque la fantasía que me ocupa,
a veces me lacera o me extasía antes de tiempo.

Estoy luchando por vencer 
la costumbre de no querer sufrir
y darme cuenta de que tanto miedo
no es sino patético, irreal. 

A veces es complejo. 
Mi vida hace que lo sea. 
Mi forma de sentir es peculiar.
El cómo me entrego 
y lo preparada que anhelo estar
para poder contar conmigo, 
son factores que me aturden alguna vez,

aunque siempre suelo terminar dejándome llevar
y sorprender, a pesar de la realidad pasada
y sus degüellos, 
pero he llegado hasta aquí
con todo el amor que he podido.
Creo saber que logro transmitirlo.
Pido perdón si en cambio en alguna ocasión
parece que niego,
porque también me paralizo.
Me paraliza el miedo.

Soy humana, 
y sé que todo esto lleva tiempo...
tengo que educarme la paciencia
y no desmesurarme en los momentos
que parecen decisivos...
sencillamente 
necesito 
aprender 
a fluir.





Emeli Sande - Next To Me (Acoustic)

martes, 4 de junio de 2013

Sedimentos

Sujeto potencialmente doloroso.

"No quiero que caigas por tu propio peso...cosa"

Eres olfato
y el ser se siente atraído por el peligro.

El porqué te balanceas y a mí me entra el Síndrome de Ménière. 

El rictus de mis entrañas aguanta el peso

la mañana llora los inventos de la ternura en su nave

recorrido sideral y meteórico sin fortuna de planetas.
Hay dentro una galaxia entera que te clava las uñas en la espalda.

Un fósil 

Una falsa timidez ahoga su diferencia y siente su precipicio 

no 
reconoce
nada
más.

Se le cae el mito una y otra vez.

lunes, 3 de junio de 2013

Dentro de una rosa de papel




                                                     Fotografía maravillosa: Michal Chelbin


Estar fabricando el punto,
el punto de papel por el suelo,
la rosa manual 
en los labios 
verso a verso acallado y tanto
cabello oculto. Delante el mañana,
el pasado fallido bajo el trípode 
que sostiene la dirección y el color
de toda una vida. 

La luz desnuda mi presente 
parado a ventana plena. 
Hoy el perfume 
lo guardan mis dedos, 
la manivela de mi pulso, 
el corazón
sin nada de furia, o la furia 
tan bien escondida. El tapete de ganchillo. 

Mi desnudo ya es todo lo que ves.
La habitación es la guerra pero también
el paradero de los pensamientos,
los silencios que acarician mi obra.

Mi mirada es mi obra.
Conoce los pliegues de mis pétalos
y sabrás dónde reposa mi energía.


* Nota: la semana pasada sin comerlo ni beberlo empecé a escribir unos poemas ligados a fotografías, tal cual (no pude evitarlo) y decidí, por qué no...hacer una experimentación. Dejar hablar a la foto con la impresión potente (y subjetiva por supuesto) que se desprenda de la imagen. Una fusión entre la sensación visual y vital. Simplemente, me hacía ilusión compartir uno de ellos en el blog.

Esta noche Presentación de ROJO BASTANTE, Hipólito García, Bolo



Estos últimos meses están siendo muy intensos a todos los niveles. Esta noche mi querido BOLO presenta su nuevo poemario ROJO BASTANTE...estoy deseando tenerlo entre mis manos :) 

Sala Triángulo 
Zurita 20