viernes, 22 de agosto de 2014

Reconocimiento


Desconozco sus caras similares.

Pero cómo es posible que la obsesión olvide 
la intimidad.  

La inquietud sangra para que entres. 
No puedes permitirte el hormigón.

Tu entidad te hace colindante, 
te permite fluir reflejándote en algo,
si tuviéramos presente el valor de ésto. 

Sólo no expandir la idea de los corsés
y olvidar esas caras 
desconocidas 
tan necesarias de olvidar. 

No importa esperar
tanto tiempo para arrodillarse.
Luego caminar lo cambia todo. 

Importa avanzar, 
Cruzar hacia dentro: "The river",
y el amor que necesita vivirte.

Quizá descubrir dónde estás.