martes, 24 de junio de 2014

Proceso creativo



La falta de sueño 
agranda el tamaño del poro,
las pocas palabras que decimos
son el prólogo silenciado 
del libro del cuerpo.

Vamos regando con poemas 
que planean en el aire y luego 
se tienden en la cama,
para ser contorsionistas amantes
del escalofrío, y queremos decirnos...
(aunque nada sea físico y todo 
a través de lo físico, 
nos inaugure). 

Quiero la cuenta atrás
que me ensimisma en la piel liberada 
de su peso original, frotarme con la letra 
pequeña de la cita,
preparar juntos juntas juntas juntos
la obra, el desayuno, 
la cena y durante el resto del día:
laboriosa eficiencia...

sólo para poder llegar a casa, 
a nuestra casa, a la de todos,
y escuchar la belleza, 
y entonces suspirar es delicioso.


viernes, 20 de junio de 2014

Little Girl Blue



Arrojé un rizo
para salvar el alma de aquello
que me tatuó su guiño caprichoso
en la herencia religiosa del agrado;

Si, 
el agrado fue parte de una verdad.
De la nuestra. 

El agrado y también el sacrificio:
Lo que nadie ve. 
La rabia: Lo que todo el mundo ve.

El dolor, el dolor
puente de hidrógeno 
escurridizo
que, como digo, 
teje mareas para salvar esa distancia
que nos hace ser magníficamente abiertas,
para que no se entienda casi nada
aunque estemos tratando de decir.

Al parecer, a nadie le gustó 
la película de Nymphomaniac,
excepto a Lars Von Trier, a ti y a mí,
(tú no sé si aún la has visto, 
tu sexo como tierna flor rebelde). 
Y, con ésto, dejo claro que no voy a entrar 
en si es políticamente correcto,
sino en las verdaderas perversiones 
que nos atraen.  
El subconsciente no ha evolucionado
desvelando los motivos, aún,
que suscitan el interés
por aquello que nos excita
y a la vez nos produce sufrimiento.

Tierna. 
Flor. 
Rebelde. 

Detestar el castigo, pero 
dejar que otros impongan el castigo. 
Déjame decirte que podemos ser extensas 
frente al mundo, pero eso, amor, 
no es permanecer ilesa. 

Por otro lado, la quimera 
de encontrar una inteligencia 
emocional masiva, 
tampoco es la respuesta.

La realidad que vive en ti 
y desde ti, está en hacer(te) 
y asimilar(te). 

Preciosa perla incandescente 
santa puta culpable inocente que has nacido 
de esos iris que juegan 
dentro de un lago blanco 
y estrecho,
esos ojos donde el color es el rey,
y esos hoyuelos que acompañan 
cada padecimiento alegre
o los surcos donde moldeas 
cada lágrima desprendida.

Lo más duro, sin condiciones, es la ficción.

Lo más fuerte del instante es 
que puedes romperte hasta el infinito, 
pero nadie podrá robarte 
tu miedo sin miedo (dardo que da en la diana salvaje de la valentía),
tu riesgo con riesgos (pasión que se desborda como un útero palpable). 

Mujerhermanacriaturadelatierra
bañada de tierra hasta el delirio,
recorriendo animados paisajes risueños
que sólo en tu frente recuperan el fulgor. 

No hace falta que sepas 
quién eres, hace falta 
el posado con mimo
sobre tu identidad, 
para eso debes crearte 
en tu intensidad como hábil 
prestidigitadora, 
arrancarte esa oscuridad 
que apaga
una y mil veces, 
porque entretanto 
algunos sólo 
podemos ser testigos de tu luz. 

Trust in you, little girl blue.
You too. 








lunes, 16 de junio de 2014

Namasté


Paseo con el tacto de las piedras
bajo mis pies, 
como planetas que no me dejan olvidar
que hay una galaxia de emociones
al acecho, 
en cada albor 
de nuestro cuerpo desnudo
como un naranjo. 

Crecemos con lo trágico de las curvas 
hacia arriba, 
a veces, un viento fuerte arrastra 
a la débil rama, como cuando caminamos 
distraídos, y un desnivel 
nos saluda,
y cae un fruto (es devuelto en agradecimiento) 
a la tierra que lo amamantaba desde la leche
materna. 

La razón es recibir para entregar los talentos. 
No trunquemos. 
Es la vida la que nos exige soltarnos de brazos. 

El despliegue de cualquier pie 
o cualquier ala,
proviene del conocimiento
que dan las estaciones.

Ahora me he sentado a tu lado 
para compartir algo que no pienso pensar. 

La compañía. Fluye. 
Campo a través se cruzan las miradas 
y sólo conocen la valentía 
del desarraigo. 

Mientras tanto hay amor brillando 
en nuestras copas
y brindamos por el comienzo 
del verano, con la palabra 
feliz entre los labios:

Namasté. 




viernes, 13 de junio de 2014

Degustación

                                                    



Bajo el muérdago de las lenguas, 
aflora el erecto y dulce cansancio, 
un pómulo aéreo 
bañado en su collage de escalofríos.

La carne está vibrando 
suculentos aromas 
con textura de paraíso;

Seducción animal 
colmada de deseo,
en la humedad 
silenciosa de la garganta,
o pétalos sensuales
 del gusto,
recreando el experimento 
olfativo del tacto.

Reminiscencias, 
sutiles pero enérgicas, 
que devuelven pasión 
a este hambre de vida, inquieta, 
como el preludio de un manjar
que acude tímido a los ojos
capturando aquella visión
que convoca al bocado y lo transforma
en emoción, 
para reactivar la necesidad del recuerdo. 

Necesitamos 
memorizar la danza 
de nuestros sentidos y abrirnos a este diálogo,
degustando los sabores del verbo, 
jugosos 
y efervescentes.







miércoles, 11 de junio de 2014

domingo, 8 de junio de 2014

Transparencia del segundo



Existen, en este segundo,
ciencias ocultas en el interior 
de nuestros brazos;

Gemimos como el musgo,
silabeados por el viento:

naturaleza viva 
adherida a la piel del otro,  

escalofríos desnudos
columpian nuestro cuerpo.

Así anidamos  
dentro de una caricia, 
y tiembla cada célula.

La confianza, 
aunque efímera, es eterna
y borra cualquier miedo. 

Vivimos de ese brillo
fusionados en la región 
sensacional del afecto,

la transparencia del entendimiento
que es el calor humano. 


martes, 3 de junio de 2014

La postura contraria

                                                                       
Si pudiera evitar 
mi reciente manía de cuestionar 
absolutamente todo, quizá 
sería más libre pero también 
perdería más el tiempo,
si no analizara a priori el coste 
que en realidad puedo asumir 
y el otro, 
el coste del que capaz no me siento.

Midiendo desde tus propuestas
también me doy la razón, 
puesto que si éste es el momento 
que he apartado convenientemente en mi vida
para saber a dónde me dirijo,
no puedo confundirlo con el quién ni con el cómo,
es decir...ando a tientas del descubrimiento.

Decimos y soñamos pero no podemos soñar
sin ilusión. 
No podemos soñar 
en la inconsistencia, aniquilar lo que nace 
de manera tan inconsciente,
porque entonces no hacemos 
más que sumar desorganización 
a nuestro afecto.

La sinceridad es el punto. La sinceridad 
me aleja.
Todavía no estoy a tiempo 
de decidir quién va conmigo, 
pues ahora yo voy conmigo,
estoy a mitad de la página 
y he marcado solemnemente
la pausa de mi vuelo,

y necesito creerme mi templo,
no es el instante preciso, no es 
el adecuado,
no sé si lo será algún día.

La verdad es la verdad del tiempo, 
no como celda...jamás, pero sí
como una forma de piedad
hacia uno mismo. 

En la tregua, en mi tregua, aquí estoy, 
inmersa en la postura contraria
que el destino me empujó 
sabiamente a tomar:

sin escucharme, no puedo vivir.